Animales nocturnos

    • animales nocturnos
    • animales nocturnos

ANIMALES NOCTURNOS

La Santa Realidad 4-2 Manchester City


En algún momento de mi vida adolescente escuché a algún adulto decir que la intención o finalidad de los uniformes era que todos las personas que los portarán se vieran IGUALES para que a ningún integrante se le olvidara que el dinero, la vestimenta y la apariencia no son un diferencial.


Si se ponen a pensar, los animales que son de la misma especie ya nacen uniformados y ninguno de ellos se pone a revisar si sus colmillos son mejores, si alguien hizo una mejor cueva o si uno coge más que el que está a su lado. Ellos no se hacen este tipo de cuestionamientos. Ellos simplemente trabajan en equipo para llegar a un mismo objetivo; por ejemplo, comer. Los lobos cazan, las hormigas recolectan y las abejas fabrican la misma miel. Los humanos somos un poco más complejos. Por ejemplo, hay algunos que su trabajo es no dejar entrar personas “que se visten mal” a un antro o definir cuáles son los estándares de belleza mediante campañas de publicidad. 


Es por eso que cada viernes me da gusto llegar a un lugar donde todos se comportan como animales. A la hora de disputar un balón y al momento de ayudarnos; a la hora de beber la misma agua y al momento de defender un contragolpe; a la hora de construir una defensa y al momento de atacar en manada.


Me da gusto saber que todos somos iguales incluso cuando no teníamos la misma piel. Ahora que la tenemos, sigamos cazando, defendiendo y construyendo con el objetivo de respetar lo más sagrado del fútbol: La diversión.


Chao, animales. Qué bien jugaron el viernes pasado.





Share |